Aquí me pongo a cantar

Espacio Cerámica es nuestro taller de cerámica artesanal. Recientemente nos instalamos en Gaiman, Chubut, para continuar nuestro proyecto de alfarería en gres y porcelana iniciado hace un tiempo. El valle es un lugar que nos provee tanto de arcillas y caolines del dique Florentino Ameghino como de leña, principal combustible de nuestras quemas.

Nuestra cerámica es reflejo de nosotros mismos, estamos en la búsqueda de nuestros gestos más auténticos. Nos alegra y alimenta estar en esta tierra de Tehuelches y Galeses con una conexión más intensa con la naturaleza. El río Chubut y la cercanía al mar Atlántico sur son nuestros referentes de tiempo e inmensidad. Nos recuerdan nuestro deseo de que el agua no deje de correr ni el fuego de ser.

Los invitamos a visitarnos (cita previa) Fernando López y Victoria Drisaldi.

Esperar es bueno

 Esto es algo que durante un final me dijo Eduardo, un maestro que tuve. Viene a cuento por el  día de espera que tenemos hasta abrir el horno, que será mañana. La taea del día es dedicarse a volver a llenar las estanterías y atender la pasta, de a poco porque la jornada de ayer fue larga. La ansiedad es grande, sobretodo la mia porque vi que una de las piezas grandes se rajó; esto pudo haber sido durante el bizcocho o en esta quema. Pensamos que al ser grandes las piezas tienen una diferencia importante de temperatura, sumado al choque de la llama, pues no usamos muro entre la cámara de combustión y la cámara de cocción. Recientemente empezamos a cambiar de tamaño y comenzaron los problemas. Hay que seguir pensando para las futuras quemas. Lo bueno de este día de espera es que como el horno está cerca de la casa, la calienta durante su enfriado, especialmente hoy, día frío y gris.
victoria

2 comentarios:

  1. Fer: nunca he horneado con un horno de semejante tamaño (por lo tanto, no he horneado a leña piezas grandes) pero por los datos aportados por un amigo que estuvo en Japón, la 1ª fila de piezas va protegida por casetas refractarias... por algo será. Dante Alberro.

    ResponderEliminar
  2. aaaayyyy los tiempos de la cerámica...no son los nuestros, pero nos ayudan a ir moldeando el carácter. Coincido, es bueno esperar, siempre es necesario esperar.

    ResponderEliminar